Su asesor le informa

Bienvenidos a nuestro espacio de comunicación en el que le presentamos información que esperamos sea de su interés. Ramón Lleonart.

Los cheques restaurante ahorran IRPF a su perceptor

El incremento de los precios de la vivienda, tanto de compra como de alquiler, ha provocado el éxodo a las localidades circundantes, donde existen mayores posibilidades de encontrar inmuebles en condiciones de ser adquiridos o arrendados a precios más asequibles. Consecuencia de ello, aparte de los atascos de tráfico que ello provoca diariamente en las vías de acceso a las ciudades en horas punta, es que quienes trabajan en régimen de  jornada partida, por razones obvias que traen su causa en el tiempo invertido para los desplazamientos, les resulta imposible almorzar en su domicilio, debiendo satisfacer la necesidad de reponer fuerzas, bien mediante la tartera que debió preparar en su casa la noche anterior (si pudo, pues cuando llegó a casa no le dio tiempo para ir al súper y la nevera estaba casi vacía), bien acudiendo a algún servicio de restaurante de la zona (siempre hay un “menú del día” por ahí).

Pues sepa que los trabajadores de su empresa pueden ahorrarse IRPF si Vd. les entrega cheques restaurante, en lugar de pagarles en dinero para que ellos mismos paguen directamente la comida del restaurante.

Este tipo de retribución, aunque esté sujeta a cotización a la Seguridad Social, constituye una renta en especie y tiene ventajas fiscales. Concretamente, está exenta en el IRPF hasta un importe máximo diario de 11 euros; el exceso de esta cantidad tributará como retribución en especie sujeta al IRPF y no exenta. Ahora bien, deberán cumplirse los siguientes requisitos:

  • Los cheques han de estar numerados y deben ser nominativos (deberá constar el nombre del trabajador al que se le entrega); son intransmisibles y su importe no puede ser reembolsable (no vale que le reembolsen el importe de los que no ha usado).
  • Los vales sólo pueden utilizarse en establecimientos de hostelería y el servicio debe tener lugar durante días laborables para el empleado.
  • La empresa deberá llevar y conservar una relación de los cheques entregados a cada uno de sus empleados, en el que conste el número de documento, el día de entrega y el importe nominal.